Comunicado del Partido Feminista de España ante la participación de deportistas trans en las Olimpiadas de Tokio

El Partido Feminista de España denuncia que EL DEPORTE FEMENINO está EN PELIGRO, una vez que los PRIMEROS DEPORTISTAS TRANSGÉNERO han entrado EN LAS OLIMPIADAS.

El Partido Feminista De España viene observando que el proceso iniciado (aproximadamente en 2004) va a culminar este verano en la usurpación del puesto de, al menos, dos mujeres deportistas olímpicas por parte de varones. Los juegos Olímpicos Tokio 2020 tendrán lugar del 23 de julio al 8 de agosto.

El más conocido es Laurel Hubbard (Gavin hubbard), que va a competir en halterofilia femenina a principios de agosto, en la categoría de 87 kilos. Tras transicionar, en 2017, se hizo rápidamente con los records mundiales femeninos en su categoría de peso y finalmente se ha clasificado en el equipo olímpico de Nueva Zelanda.

Hasta el momento era conocido como segundo caso el de Chelsea Wolfe, suplente en el equipo femenino de BMX de EEUU, pero hace muy pocos días se ha detectado el caso, por parte de compañeras feministas de Canadá, de Stephanie Barrett, del cual se ha sabido su condición por publicaciones en redes sociales, y que probablemente hubiera pasado inadvertido de no ser por los medios de comunicación. Barret va a competir en tiro con arco femenino con la selección canadiense.

Se espera que incluso en los Juegos Paralímpicos que se celebrarán con posterioridad participe “Valentina Petrillo” quien se identifica como mujer. Los Juegos Paralímpicos se celebrarán del 24 de agosto al 5 de septiembre.


En los Juegos Olímpicos se admiten deportistas transexuales desde 2004. Pero hasta ahora, y debido a la laxa y absurda normativa establecida en 2015, no se había llegado a la participación efectiva de los mismos. El origen de dicha normativa está en un estudio realizado por un atleta transgénero amateur y médico canadiense, Johanna Harper, un informe pretendidamente científico sobre 8 corredores trans y la influencia auto registrada de la hormonación en su rendimiento.

Sobre ese único estudio, cuya validez científica solo por el escaso número de participantes es nula, que no ha sido revisado por pares (y que, además, se aplica a todo tipo de deportes) se elaboraron unas directrices que fueron publicadas como recomendaciones; no han sido aprobadas por la Comisión ejecutiva Olímpica pero se usan ampliamente para justificar la inclusión de varones en el deporte femenino.

Además de lo absurdo de esta normativa en sí, que permite a los varones unos niveles de testosterona que en una mujer serían motivo de expulsión e ignora las ventajas físicas derivadas de la configuración completa del cuerpo masculino, resaltamos la tremenda injusticia, grotesca por su magnitud, de que por un solo “estudio” sesgado y sin validez científica sobre ocho hombres, se altere y perjudique la práctica deportiva de miles de millones de mujeres a lo largo de todo el mundo y en todas las disciplinas deportivas. Realmente es descorazonador y una demostración de la falta de transparencia y objetividad de COI.

Desde 2015 hasta ahora organizaciones como Save Women´s Sports y grupos de deportistas olímpicas se han comunicado con el COI en varias ocasiones; en algunas no se les ha respondido, en otras se prometieron reuniones que nunca se celebraron, a la última comunicación (en octubre de 2020) por parte de las atletas y profesionales del deporte implicadas el COI contestó que revisaría la normativa a después de Tokio ya que no podían alterar el curso de la competición en curso con nuevas normas. Así pues, siendo el COI la instancia internacional que representa el canon deportivo, es primordial conseguir el cambio de esta normativa.

La celebración de TOKIO 2020 y la visibilidad mundial que está alcanzando el caso Hubbard nos dan la oportunidad de visibilizar la injusticia y absurdo de este tipo de ideología en todo el mundo.

En el ámbito nacional contamos con una pequeña ventaja, ya que el presidente del Comité Olímpico Español, Alejandro Blanco, además de las numerosas ocasiones en la que ha afirmado que el deporte femenino español es el mejor del mundo, se ha manifestado brevemente en un video indicando que “no deberíamos estropear lo que tenemos” con respecto al deporte femenino y las leyes transgénero; por lo que vemos una cierta predisposición a preocuparse al menos por las atletas. Además supuestamente es muy respetado en la “familia olímpica”.

El Partido Feminista de España exige que el COI revise a fondo esta política equivocada y la rectifique. La presión que puedan sentir en estas olimpiadas por parte de la población, así como los contactos anteriores de las atletas y organizaciones esperamos que realmente lleven a este objetivo. Lo que puedan hacer las competidoras con estos varones y las deportistas en general de forma más o menos espontánea durante la celebración de los juegos es una incógnita.

Pero igualmente va a ser muy importante incidir en un medio plazo en las federaciones deportivas internacionales para que aclaren y configuren sus estudios y posturas sobre la inclusión de varones en el deporte femenino.

Como ejemplo pionero de buenas prácticas en este sentido, y referencia futura para el propio COI, tenemos a la federación Internacional de Rugby (World Rugby) que en 2020, tras estudios y reuniones rigurosas, determinó que no era posible la participación de transgéneros en el deporte junto a las mujeres por el riesgo agravado de lesiones y la ventaja deportiva asociada a la pubertad masculina y la configuración corporal resultante. Y vetó la misma a nivel internacional.

Las federaciones deportivas nacionales deberán ser también instancias a las que informar y presionar por parte nuestra ya que pueden permitir a nivel nacional lo que a nivel internacional está prohibido. Esto ocurre en el caso del Rugby, en el que las federaciones canadiense y francesa sí permiten la competencia de varones con el consecuente daño para las mujeres implicadas.

Las asociaciones de deportistas profesionales, como la española AMDP https://www.mujereseneldeporte.com/ agradecerán cuantos apoyos puedan prestar las organizaciones feministas. En este sentido, Nieves Sebastián Iriarte, hace algo más de un año contactó con la asociación para informarles de la preparación de la ley transgénero por parte del Ministerio de Igualdad (que vergonzosamente no se había puesto en contacto con ellas para informarlas o recabar sus opiniones) y volverá a contactar bajo el auspicio del Partido Feminista de España, del cual es militante.

Otro organismo con el que contactar son las agencias antidoping, que anteriormente se dedicaban a controlar el doping como tal y actualmente supervisan también los niveles hormonales de deportistas transgénero, que, por otra parte según nos informan expertas internacionales, son fácilmente manipulables.

A nivel político nacional nos enfrentamos con leyes aún más laxas e irracionales con respecto a la inclusión de varones en deporte femenino en el contexto actual. Pero igualmente será conveniente contactar con el Consejo Superior de Deportes y las direcciones generales que consideremos oportunas.

El Partido Feminista de España no entiende el apoyo de la ONU a la ideología transgénero en general. Los órganos judiciales serán seguramente otro campo de lucha en favor del deporte femenino.

A largo plazo, cada federación deberá hacer una reflexión real, semejante a la que realizó World Rugby, y el COI, a su vez, deberá responder al compromiso que adquirió con las deportistas y sus organizaciones respecto a estudiar el tema a fondo tal y como merece.

La realidad material debería ser la que guiara estos estudios teniendo en cuenta las especificidades de cada deporte. Puede que en un futuro podrá haber algunos deportes mixtos, como es el caso de los dardos, con la campeona mundial Fallon Sherrock en 2019. Pero en nuestra línea marxista, ha de ser la realidad empírica y la ciencia las que determinen cual ha de ser la normativa adecuada en cada caso, no opinión alguna esté más o menos fundamentada.

La canadiense, Linda Blade, ha transmitido que si esto no se para llegará un momento en que las atletas (remisas hasta ahora al boicot por las consecuencias que ha tenido para las que se han manifestado públicamente) no tengan más remedio que boicotear las competiciones, incluso contempla el extremo de que se llegue a tener que hacer una nueva Federación Mundial Femenina deportiva e incluso volver a crear unos nuevos Juegos Olímpicos Femeninos separados como ya ocurrió en 1934 cuando Alice Melliat, fundadora de la Federación de Sociedades Femeninas de Francia y también organizadora de la Federación Internacional Deportiva Femenina. No contenta con la poca atención de los Juegos del 28, decidió realizar, en 1930 y 1934, los Juegos Mundiales Femeninos en Praga y Londres respectivamente.

El Partido Feminista de España quiere centrasen acontecimientos muy recientes, que se han producido desde el mes de mayo hasta ahora y en la campaña que se debe realizar de cara a las Olimpiadas que comienzan el día 23 de este mes:

En cuanto a las atletas parece que cuando ya ven aproximarse la amenaza en carne propia finalmente se manifiestan y pasan a la acción; actitud comprensible dadas las represalias que sufrieron las primeras que se manifestaron en un principio a través de la lectura del excelente libro Unsporting de Linda Blade.

En el campo de la halterofilia se han manifestado la neozelandesa, Tracy lambrechs, que fue obligada a cambiar de categoría de peso para que Hubbard pudiera competir y finalmente se retiró y explica cómo se les pidió que permanecieran calladas y se le comunicó que todos sus records habían sido superados por Hubbard en cuanto el mismo cambió de categoría (a los 37 años además), y una de las deportistas que van a competir directamente con Hubbard en la misma categoría de peso, la belga Ana Vanbellighen. El presidente de la Federación española de Halterofilia también se ha manifestado en contra.

En nueva Zelanda el mes de junio 43 atletas se pusieron en contacto con el Ministerio de Deporte para expresar su disconformidad y también en mayo 24 atletas italianas han presentado una petición al presidente de la federación italiana de atletismo, a la subsecretaria de estado de deporte Valentina Vezzali, y a la ministra igualdad sin haber obtenido respuesta sobre el caso de Valentina Petrillo (que probablemente irá a las para olimpiadas en atletismo femenino)

Se han realizado otras acciones interesantes como la protesta frente a la embajada de Nueva Zelanda en UK por parte de grupos feministas o la carta de Linda Blade al pueblo japonés y a la organización de los juegos.

Por todo lo expuesto, El Partido Feminista de España utilizará todos los medios de comunicación para difundir esta denuncia a fin de que la ciudadanía tome conciencia del ataque que está sufriendo el deporte femenino, además de reclamar acciones de cara a los próximos juegos, incluidas las conversaciones con personas, como Linda Blade sobre el uso de un hashtag (etiqueta) común a nivel mundial, #OlympicsErasingWomen, el cual apoyaremos con el hashtag  #PFEConLasMujeresTokio2020.

Investigación realizada por Nieves Sebastián
Partido Feminista de España
22 de julio de 2021.

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies