COMUNICADO DEL PFE SOBRE EL GOLPE DE ESTADO PERPETRADO EN BOLIVIA CONTRA EL GOBIERNO DE EVO MORALES – Partido Feminista de España

Durante los gobiernos de Evo Morales en Bolivia, El PIB, según reconoce el FMI, creció un 5,2%. El Banco Mundial lo situó, pese a ser considerado uno de los mas pobres de Latinoamerica, entre los países de ingresos medios. Se nacionalizaron los hidrocarburos y todos los recursos naturales. El Estado expropio los latifundios para realizar una reforma agraria que daba títulos de propiedad a las familias mas pobres y en particular indigenas. Se realizo una importante campaña de alfabetización con el asesoramiento de Cuba y Venezuela para reducir la tasa de analfabetismo. aumento la presencia de mujeres en los gabinetes ministeriales llegando a alcanzar la paridad en 2010 y 2011. Se redujo la pobreza extrema en 23 puntos porcentuales.

Pese a todos estos incuestionables logros que son temidos y rechazados por la derecha, el gobierno de Evo Morales contó siempre con la oposición intransigente y agresiva de los sectores mas pudientes y de la oligarquía boliviana. Tuvo un rechazo frontal desde el principio por parte de los EEUU que se distinguió siempre por su intervención en la política de los países del Cono Sur. Evo Morales tuvo que enfrentarse desde su llegada al poder con los intentos independentistas del Departamento de Santa Cruz donde se concentra la mayor riqueza del país y en donde se inician los conflictos actuales dirigidos por el ultraderechista y católico Luis Fernandez Camacho, conocido como “El bolsonaro boliviano”.

El partido Feminista de España, denuncia que lo ocurrido en Bolivia es un golpe de estado perpetrado por la oligarquía boliviana con el apoyo de EEUU. Esa derecha boliviana no tuvo ningún reparo en dirigir una carta en el mes de abril a Donald Trump para solicitar su intervención en el país y evitar una nueva reelección de Evo Morales.